TIRABUZÓN

mayo 6, 2021

Tirabuzón

“El beisbol es de hombres, no de nombres”: Oramas

Juan Alonso Juárez

CIUDAD DE MÉXICO.- Distanciado del beisbol mexicano que por un tiempo lo arropó y también del circuito invernal de su país, Lino Rivera ha echado el ancla en dos naciones que comparten una isla (Española): República Dominicana, donde tiene algunos años dirigiendo y ha ganado dos campeonatos y una Serie del Caribe, y Haití.

Sí, no hay error: Haití, territorio futbolero estrechamente ligado con el pasatiempo rey, porque ahí se fabrican las mejores pelotas de las 108 costuras y cuya federación contrató al ex lanzador para que se haga cargo de un proyecto a largo plazo.

Se cuenta que andan por ahí unos 30 beisbolistas dominicanos de ascendencia haitiana, entre ellos, Domingo Germán, Miguel Sanó, Esteban Florial, Wirfin Obispo y Vidal Brujan, y famosos retirados de la talla de Julio Franco, Rico Carty, Mariano Duncan, Félix José, George Bell y Félix Pie.

La encomienda a Rivera consiste en incentivar la producción de jugadores nativos y creen disponer de jóvenes físicamente aptos para el juego de pelota, y poner a Haití más allá del mapa que divide sus fronteras con la patria quisqueyana.

EL Pitcher del Año de la pasada edición de la Liga Mexicana del Pacífico, Juan Pablo Oramas, soltó nuevamente, durante la presentación virtual de los Olmecas de Tabasco, una frase tan trillada en la jerga deportiva, que aún no se entiende por qué hace dos años calentó al manager de los Tomateros de Culiacán, Benjamín Gil: “El beisbol es de hombres, no de nombres”.

Y que lo tiene “vetado” para reforzar a los Guindas de la familia Ley López, incluso contra la suprema voluntad del titular de la Arco, Omar Canizales Soto, según quedó asentado en el acta previa a la Serie del Caribe, Mazatlán 2021.

A ver si a Gil, hoy afinando a marchas forzadas el debut en la Liga Mexicana de los Mariachis de Guadalajara, no le vuelve a provocar calambres la filosofía del zurdo nativo de Villahermosa, ahora en terreno neutral.

UN día como hoy, el martes 6 de mayo de 1994, Anthony Young ganó por primera vez en dos años en que hilvanó 29 derrotas— récord para un abridor–, cuando los Cachorros de Chicago superaron 10-1 a los Piratas de Pittsburgh, en el Three River Stadium (22,426).

Young, quien lanzó 8 episodios en 7 hits y una rayita, perdió 28 consecutivos con los Mets de Nueva York, entre 1992 y 1993.

Murió, a los 51 años, el 27 de junio de 2017 en Houston.

OBSERVACIONES: En Corea del Sur, Roberto Ramos (.213, 3, 8) ha pegado imparables en 9 de sus pasados 13 juegos, pero no conecta más de uno desde el 18 de abril (4-2). Su club, LG Twins (7), venció ayer a Doosan Bears (4).

Los Mariachis continúan acercándose a la que se supone será su casa en su estreno en la LMB, el Panamericano de los Charros de Jalisco. Hoy por la tarde enfrentarán a los Rieleros de Aguascalientes, en el parque Heliodoro Hernández Loza, en Santa Rosalía, Tlaquepaque.

**”El beisbol no hace amigos, hace hermanos”: Javier Báez.

EN seguidillas.- Ramón Urías (.170, 3, 4), ayer de 3-1 y remolcada, en el triunfo de los Orioles de Baltimore (6) sobre Seattle (0), no producía desde que empujó dos contra los Marineros, el 13 de abril… Finalmente, justo a un mes de su primera y única actuación en 2021, Joakim Soria salió de la lista de inhabilitados de los Diamondbacks de Arizona… Al taller de reparaciones recién entró el cátcher de los Azulejos de Toronto, Alejandro Kirk, y llevan tiempo, los pitchers que tiran durísimo, Andrés Muñoz (Seattle) y Gerardo Reyes (Anaheim).

[email protected]