TIRABUZÓN

septiembre 22, 2020

Tirabuzón

En 1900 ya había robo de señales

Juan Alonso Juárez

CIUDAD DE MÉXICO.- El cubano Félix Pérez (Monterrey), Rico Noel (Culiacán) y José Manuel Rodríguez (Jalisco), hasta ahora los únicos que declinaron participar en la próxima edición de la Liga Mexicana del Pacífico, inconformes por la reducción en los salarios en una situación de emergencia.

También se sospecha del jardinero de los Cañeros de Los Mochis, Jonathan Jones, aunque la versión oficial es que asuntos de índole familiar lo reclaman, siendo reemplazado por el cubano Eddie Martínez, un futuro debutante.

 Se supone que Pérez, Noel y Jones pueden emigrar sin problemas en busca de mejores horizontes, a liga conocida de la Confederación del Caribe, no así el camarero sinaloense, que necesitaría permiso de la directiva de los Charros.

Y una última consideración: el anuncio de que la Mex Pac arrancará con público en un 40% del aforo de los estadios, probablemente en todas las plazas—por ahora, sólo se apunta Sinaloa–, podría cambiar un escenario en el que se supone no ha lugar a vetos y revanchismos.

EN su apunte el lector y colaborador Gustavo Olague, se remonta a la prehistoria para demostrar que el robo de señales en el beisbol estadounidense, es tan antiguo como el pasatiempo rey mismo.

“En el año 1900 (cuando murió Rosita Alvirez), Tony Corcorán, de los Rojos de Cincinnati, descubrió un cable que va de la caja de coach a través del outfield hasta el vestidor de los Filis, donde el cátcher reserva Norman Murphy, está captando las señales del receptor contrario”, dice.

 Y añade: “Y las trasmite al manager de los Filis por un timbre escondido en la tierra, recordando que en esos tiempos los vestidores estaban detrás de las bardas. De haber estado Robert Manfred de comisionado hubiera  suspendido al manager Bill Shettsline y a Murphy”.

EN el mejor momento de su carrera ligamayorista, el relevista de los Yanquis de Nueva York, Luis Cessa (0-0, 1, 2.21) no ha permitido carreras en 9 relevos consecutivos, en 10 innings y dos tercios, con 7 chocolates y 5 bases por bolas.

Otra: Los Rays de Tampa Bay llamaron de su campamento alterno de las menores al torpedero dominicano Wander Franco, una buena noticia para quienes fumando esperan, entre ellos, el utility Esteban Quiroz, a unos días del cierre del mini torneo.

Una más: Mañana miércoles, en Dodger Stadium, la última salida de Julio Urías (3-0, 3.49) en la temporada regular y le tocará estreno encarando por primera vez en su trayectoria a los Atléticos de Oakland, campeones de la división Oeste.

Y, en tiempos de una pandemia, ayer lunes, los Venados de Mazatlán dieron la bienvenida a sus ensayos  a seis presuntos titulares: Ramón Ríos, Chris Roberson, Issmael Salas, Anthony Giansanti, Edson García y Ricardo Álvarez.

UN día como hoy, en 1986, Fernando Valenzuela (20-10) lanzó pelota de dos hits en toda la ruta contra los Astros de Houston, a quienes venció 9-2, para convertirse en el primer  mexicano con 20 victorias en una temporada.

El zurdo, quien permitió un sencillo a su ex compañero Davey Lopes—es correcto—en el segundo inning y un triple a Phil Garner en el séptimo,  ponchó a 5 y obsequió 3 boletos en una jornada en el Astrodome (27,641).

 **”El beisbol es todo lo que siempre quise. Puedo comer, dormir y soñar con el beisbol”. Joe Wood.

 [email protected]