TIEMPO DE BEISBOL

octubre 29, 2020

Tiempo de Beisbol

(TIEMPO DEL RECUERDO: El 29 de octubre de 1954, Ramiro Cuevas lanzó sin hit ni carrera con los Charros de Jalisco y contra los Mayos de Navojoa. Esto sucedió en la vieja Liga de la Costa y poco tiempo después que lanzó juego perfecto en la LMB. El sin hit ni carrera se produjo en el Tecnológico de Guadalajara. Ganó 3-0 y ese juego tuvo una duración de una hora y 40 minutos.
El 29 de octubre de 1967, Yaquis de Ciudad Obregón doblegó a los Venados de Mazatlán 3-2. Juego que ganó Enrique Castillo en relevo y lo perdió Gerardo Goycolea, un juego que tuvo una discusión debido a que Pancho García recibió base y Paquín Estrada lo mandó a tercera con hit, pero la bola se le cayó al tercera base Manuelillo López y al ampáyer que llegó para sentenciar la jugada, Valentín Gómez Ruiz, se le cayó una pelota que tomó el pitcher para hacer out a Pancho. Sin embargo, vino la protesta del manager Tomás Herrera y después de mucho discutir el ampáyer cambio la jugada a safe.
El 29 de octubre de 1983, los Ostioneros de Guaymas vencen por 15-2 a los Venados de Mazatlán atacando desde la primera entrada con 10 anotaciones. Hasta después de eso sacaron el primer out el equipo mazatleco. Juego que ganó Kent Angulo y perdió Mario Albert Rodríguez…También el día 29 de octubre pero de 1992, Darren Reed de los Naranjeros de Hermosillo bateo tres jonrones en un juego…Arturo González, gran pitcher que está en el Salón de la Fama, nació un 29 de octubre pero del año 1955.
= = = = =
Víctor González y Julio Urias aparecen en el universo beisbolero como los nuevos héroes mexicanos superando lo que hicieron otros compatriotas como Beto Ávila, Fernando Valenzuela, Aurelio López y Aurelio Rodríguez, etcétera. Sin duda que deben estar sintiendo en este momento que todo es un sueño y por supuesto que todo es real, surgen para convertirse en ídolos para todos los mexicanos que los seguimos luciendo sus magnificas actuaciones.
Mucho se seguirá hablando de este par de lanzadores mexicanos que brillaron, para ratificar que los Dodgers tienen la llave maestra para que los mexicanos se conviertan en grandes estrellas. Veíamos a Víctor y a Julio pasando también por la mente aquellos episodios de Fernando Valenzuela cuando triunfo con este equipo.
Un tiro las actuaciones de otros mexicanos como Víctor González y Julio Urias, los dos unieron más a dos estados, como geográficamente lo son Sinaloa y Nayarit, con esta manera de lanzar con maestría y el corazón para lucirse ante todo ese mundo de mexicanos que los siguieron. No dejaron mal al manager Dave Roberts que dirigió con valentía cuando en lugar de traer a su cerrador oficial Kenley Jensen trajo a Urias para el cierre maestro.
[email protected]