OUT 27

mayo 25, 2020

Por David Braverman

EL REGRESO…

 

 Luego de más de dos meses de incertidumbre mundial, de quedarse en casa, de escuchar diariamente cifras terroríficas de miles de seres humanos que han perdido la vida y de millones contagiados en todo el mundo, los deportes parecen convertirse lentamente en un posible horizonte de esperanza, un rayo de luz que quizás muestre a lo lejos la salida, aunque para países como México esa salida se ve aun muy distante.

 

 El beisbol de las grandes ligas, parte integral de la vida en la Unión Americana, ha estado meciéndose entre dos frentes en donde cada uno intenta cuidar sus intereses y en donde todo parece indicar que el signo de dólares es lo que destaca en la marquesina, inclusive por encima de las rigurosas medidas de higiene y seguridad que se deben de tomar para proteger a todos los miembros de la industria.

 

 En las últimas horas dueños y sindicato de peloteros parecen acercarse a una solución que permita programar el inicio de entrenamientos en junio y posiblemente una sui generis temporada a partir de julio. Esto solamente podrá suceder sin aficionados en los estadios, literalmente jugar a puerta cerrada, lo que en términos económicos significará una pérdida de aproximadamente 640 mil dólares por juego para los dueños quienes según las leyes en Estados Unidos, no están obligados a revelar sus estados financieros. Los magnates ofrecen a los jugadores un 50/50 de las utilidades que se generen gracias a las transmisiones televisivas, pero los peloteros se han negado y exigen que se les paguen sus contratos de manera proporcional al número de juegos que se celebren.

 

 Para el sindicato de peloteros que dirige Tony Clark, las negociaciones han sido difíciles, no solo por la posición de los dueños, sino también porque en el gremio no hay un 100 por ciento de convencimiento de regresar a la actividad. Muchos beisbolistas han declarado abiertamente que, por ahora, lo único que les interesa es su salud y la de sus familias lo cual es más que lógico y comprensible. Pero también hay otros que abiertamente han expresado su deseo de regresar a los diamantes.

 

 A partir de que se reinicie la pretemporada en preparación al playball, la vida en la gran carpa será muy distinta. Entre las reglas de higiene que MLB implementará y los peloteros deberán respetar cabalmente, están la prohibición de bañarse en los vestidores, la suspensión de los bufetes de comida en vestidores sustituyéndolos por comidas empaquetadas de manera individual, la prohibición de salir sin permiso del hotel en las giras, visitar áreas públicas de comida o bebida, así como invitar a las habitaciones a personas que no sean familiares directas. A esto hay que agregar la estricta prohibición de escupir en cualquier área del diamante o vestidores, los saludos y felicitaciones directas, la cercanía de las reuniones en el montículo y hasta las posibles discusiones con umpires y broncas con los rivales. Fue fácil y rápido escribirlo, pero saben que, tan solo el tema de prohibirles escupir, asquerosa costumbre de los beisbolistas, les será difícil cumplir ya que forma parte de una tradición, de un estilo de vida dentro del diamante.

 

 A todo esto agreguemos el jugar a puerta cerrada, sin aficionados en las gradas. Para el pelotero será un mundo nuevo, desconocido y quizás deprimente, aunque deberán concentrarse en que sus triunfos y derrotas, las grandes jugadas, los jonrones, serán seguidos por millones a través de las pantallas de TV, lo que a fin de cuentas permitirá que la industria se reactive aunque pierda el 39 por ciento de sus ingresos provenientes de la venta de boletos en los estadios.

 

 Además de tener buena salud junto con mis seres queridos y desearla al prójimo, deseo que las ligas mayores estén de regreso, que vuelva el dulce sonido del bat conectando la pelota, el de la mascota del cátcher recibiendo una recta humeante, el de la voz del umpire cantando un tercer strike. Pero también deseo que esto suceda sin poner en riesgo a cualquier miembro de la industria llamada beisbol de grandes ligas. Y mire que allá si saben cuidar la industria, no como algunos directivos del beisbol mexicano de verano que solamente lo hacen de dientes para afuera buscando cuidar su propia industria, la de su cartera, la de su egolatría fanfarrona; el saco le queda a varios magnates y aun más a uno que otro secretario particular del magnate..  

 

 MÁS BATAZOS.- En Monclova más de uno puso “cara de what” al enterarse que el veterano lanzador Bartolo Colón, presentado con bombo y platillo hace semanas por los Acereros, tiene serias aspiraciones de regresar a la gran carpa. En el mundo de las suposiciones, se sabe que los equipos podrían tener un roster ampliado, de manera que un brazo de experiencia como el del dominicano a varios no les caería mal. El caso es que el nativo de Altamira está cumpliendo 47 años y al apagar las velitas del pastel sus deseos han estado muy pero muy lejos de Monclova y sus Acereros, la mira está puesta concretamente en la gran manzana, Nueva York…Siendo realistas, muy poco éxito tuvo el derby de consola organizado por los cerebritos de la mercadotecnia en la LMB en combinación con un par de medios que ya son como “oficiales” pues son parte de organizaciones propietarias de equipos. Además de haber sido una mala y tardía copia de lo que la liga de futbol hizo un mes antes con su “eLigamx, la difusión fue nula ya que la TV ni caso les hizo como sí lo hizo con el evento futbolero. Y ya de patrocinadores ni hablamos, esa parte en la oficina que encabezan Horacio de la Vega y su nombrada directora son un cero a la izquierda…Por cierto, para lo que sí sirvió esa vacilada es para que uno que otro comentarista, se vistiera de pelotero revelando aun mas su terrible pesadilla de pelotero frustrado…Quiero imaginar que quienes manejan el Twitter de la LMB le habrán “medido el agua a los tamales” y se habrán percatado del nulo interés que causaron, así lo mostraron los muy contaditos retwitts que recibieron cada vez que intentaron sin éxito despertar el interés de la genteSe acuerdan del Jack Murphy Stadium de San Diego?. Bueno, la que por muchos años fuera casa de los Padres y escenario de los grandes éxitos del siempre recordado Tonny Gwynn, es ahora parte de un conflicto entre la Ciudad de San Diego, propietaria del inmueble, y San Diego State University que busca comprarlo junto con varios acres a su alrededor en la zona conocida como Mission Valley. Desde que los Padres estrenaron nueva casa en el centro de la ciudad y los Cargadores de la NFL se mudaron a Los Ángeles, el estadio es utilizado únicamente por los Aztecas de SDSU en el futbol americano colegial con un contrato que vence a finales de este año. Esta universidad quiere construir un nuevo estadio y ampliar su campus en esos terrenos, sin embargo han batallado mucho para llegar a un acuerdo con las autoridades que ahora podrían provocar que se caigan las negociaciones. A pesar de ser un inmueble viejo, ya quisiéramos un estadio así para un fin de semana en muchas plazas de nuestro beisbol, en fin…Un saludo y mis más sinceras condolencias para Roberto Magdaleno, directivo de los Saraperos de Saltillo y buen amigo, por el sensible fallecimiento de su hermano Fernando. Un abrazo Rober…Nuestros mejores deseos para el veterano colega José Domingo Setién, el “Mulato de Córdoba”, quién ha estado un poco delicado de salud pero se recupera allá en la Ciudad de los 30 Caballeros…Recuerden que todos los lunes les tenemos el Minuto Puro Beisbol a través de Twitter y Facebook, no se lo pierdan.

AMIGOS…CUIDENSE Y CUIDEN A LOS SUYOS…Hasta la próxima.  

 

Comentarios a tus órdenes en:  

mail: [email protected]

twitter: @Braverman_OUT27

facebook: facebook.com/david.braverman.7564