Mayos, equipo de cuidado

octubre 13, 2018

Séptima entrada

POR MÁS.- Para Mayos, así como otros tres equipos, la temporada de LMB empezó, si el tiempo lo permitió, anoche mismo. La tribu del sur de Sonora que se quedó a unos cuantos outs de ceñirse un banderín más, el que hubiera sido el tercero en su historia, se han preparado  para hacer frente, a pesar de que contarán con importantes ausencias entre nacionales y extranjeros.

IGUAL.- Pero la directiva que encabeza el licenciado Víctor Cuevas Valenzuela, consciente de ello ha planeado, por lo que se ha visto, un equipo que siga igual de competitivo. Todos sabemos de ojo clínico que tienen, él y Lauro Villalobos, para escoger material importado. Parece que en esta ocasión, no será la excepción toda vez que no contarán con elementos de la talla de Randy Arozarena, Eddie Gamboa y Daniel Moskos. Entre los nacionales, resaltan las inminentes ausencias de Héctor Velázquez y Jesse Castillo. Grandes elementos.

BIEN.- Los Mayos, para empezar, terminaron bien sus juegos de exhibición al derrotar a sus acérrimos enemigos, los Yaquis, jugando ambos compromisos en el NEY la casa de los dirigidos por Óscar Robles. Y lucieron los que dirige Willie Romero, por lo que dieron clara señal de que vienen en busca de ser contendientes de nuevo. Un equipo sin muchos desplantes y sin grandes contrataciones, pero con grandes resultados.

EL MEJOR.- El piloto venezolano, Willie Romero, fue designado, merecidamente, Manejador del Año del pasado torneo. De unos años a la fecha, los que votamos nos inclinamos por darle el sufragio al estratega que, con menos, logra más. Y Romero hizo del equipo Mayos, un conjunto conteniente que se quedó a nada de llegar a conquistar el gallardete.

NUEVO.- De unos años para acá, se instituyó el premio para el Manejador Campeón, pues no era bien visto que un dirigente que llevara al banderín a un equipo, se quedara con las manos vacías. Para compensar  lo anterior, existe el premio citado. Ya no se sentirán relegados, algunos, que por más títulos que han conseguido, no son tomados en cuenta por la prensa especializada que es la que otorga el voto.

MERECIDO.- Héctor Ley, presidente de los campeones Tomateros, fue nombrado Ejecutivo del Año. Evidentemente que lo merece pues planeó un equipo muy balanceado con importantes extranjeros que al final se alzaron con el campeonato, el número once en su rica historia que data desde la temporada 1965-66. Después de Naranjeros, que presume 16, pero con más años participando, la “Nación Guinda” obviamente va por más.

TAMBIÉN.- Otro personaje que se llevó un premio, es Mario Valdez. El originario de Ciudad Obregón tuvo un año para el recuerdo, fue el artífice de armar el equipo y mire usted que no se equivocó. El ex jugador, que incuso llegó a MLB, empieza, entonces, con el pie derecho ahora en su nueva faceta, demostrando granes aptitudes para durar muchos años ejerciendo el puesto. Mario hizo relaciones en su carrera de beisbolistas.

VALIOSO.- Otro que merecidamente se llevó l reconocimiento como Jugador más Valioso, es el popular jugador José Manuel “Manny” Rodríguez, segunda base de Charros. A  pesar de ser un veterano, un tano joven por supuesto, el sinaloense sigue demostrado que hay “Manny” para rato y sin duda vendrá por una buena temporada para seguir demostrando su constancia.

NOVATO.- Jaime Lugo  no tuvo oponente al frente y los votos para ser el Novato del Año, fueron para él en su gran mayoría. El nativo de Ciudad Obregón llegó  a Mayos y demostró poder con el paquete en este fuerte circuito. Ahora le toca confirmar que debe ser de los abridores importantes en LMP. Por lo pronto, se le vio bien en los juegos de preparación del equipo Mayos.

RELEVISTA.- Daniel Moskos se llevó de calle la nominación de Relevista del Año. El importado, que no regresará para este torneo, subió al cerro casi 30 veces en la temporada, y solamente acepto tres carreras limpias. Vaya que lo van a extrañar en la Perla del Mayo, al menos que hayan conseguido otro elemento que venga del bullpen a ser tan eficiente como este zurdo.

PODER.- A otro que van a extrañar en Navojoa, es a Randy Arozarena, que fue ni más ni menos el que más bambinazos conectó. Por eso fue designado el Jonronero del Año. Este personaje no regresa y al que trajeron por él, deberá sacar muchas pelotas de los estadios. No, no será fácil encontrar quien llene sus spikes.

LISTO.- Mañana inicia el béisbol en Ciudad Obregón y quien ya está más puesto para regresar a los micrófonos de radio, es el doctor Samuel Wong González que estará en su temporada número 34. Creemos que ya es hora de que le brinden un homenaje los directivos de Ciudad Obregón a un personaje que le inyecta pimienta y dice las cosas como son. Le llama pan al pan y vino al vino el orgullo de Esperanza, Sonora. Así nada más.

¡¡BUENOS DÍAS!!

[email protected]