Caen Espinoza y Aguilera; Salas, otra vez “out”

julio 22, 2019

Tirabuzón

CIUDAD DE MÉXICO.- Juan José Pacho, autor intelectual de tres campeonatos en la Liga Mexicana del Pacífico y dos en la Serie del Caribe, con los Venados de Mazatlán, pero que no ha sido exitoso en la Liga Mexicana, es el nuevo manager de los Generales de Durango.

El ex torpedero, quien en el circuito veraniego ha dirigido a Algodoneros de Unión Laguna, Langosteros de Cancún, Rojos del Águila de Veracruz, Leones de Yucatán, Rieleros de Aguascalientes y Saraperos de Saltillo, toma el lugar del novel Efrén Espinoza (22-25), en un intento por levantar un proyecto entregado a Lorenzo Bundy (15-24).

Espinoza fue separado del cargo después de que los Generales fueron barridos en series seguidas por los Piratas de Campeche, como visitantes, y en su estadio Francisco Villa por Unión Laguna.

Y para no ser menos, horas más tarde del cese de Espinoza, los Bravos de León despacharon a su mentor Antonio Aguilera, el octavo defenestrado entre los que empezaron el año. La novena del Bajío llegó cuarto (27-32) en la primera mitad y en la segunda cargaba el farol rojo del sur (7-20).

La salida de Aguilera permitió a la directiva de León rectificar, trayendo nuevamente a Luis Carlos Rivera, botado el pasado viernes en Yucatán y con quien en 2018 calificaron a la postemporada en los dos torneos.

En el Primavera, superando en la muerte súbita por el comodín a los Pericos de Puebla, aunque luego sucumbieron ante los Leones (4-1) y en el Otoño, cuando repitieron en el “wild card” y fueron vencidos por los Guerreros de Oaxaca.

QUIEN sigue de boca en boca, postrado en el catre, es el México-estadounidense José Vargas (.366, 29, 70), ausente desde el 22 de junio con una mano rota: la semana pasada fue anunciado a tamborazos por los Tomateros de Culiacán y los Rieleros de Aguascalientes lo cambiaron y/o vendieron a los Acereros de Monclova.

El movimiento, típico de estas fechas, tiene furiosos a los pocos que acuden al estadio Alberto Romo Chávez, pero es una costumbre institucionalizada el desmantelamiento prematuro de los clubes de la parte baja del standing, para apuntalar a los de arriba.

En la Liga Mexicana no se esperan a la clausura del rol regular, una constante en la del Pacífico, para reforzarse con lo mejor de los caídos en combate, lo que al final del día, viendo siendo lo mismo.

TRES de tres: Otro desencuentro de Fernando Salas (0-0, 6.75) y los Filis de Filadelfia que de vuelta colocaron para asignación al relevista que inició el ciclo en la abultada nómina de los Acereros de Monclova. Regresar a AAA o la agencia libre, las opciones del sonorense.

El piloto de los Astros de Houston, J.A. Hinch, todavía no pone en su agenda de esta semana al novato José Urquidy (1-0, 5.54), quien de acuerdo a la rotación le tocaría el venidero viernes, en el Busch Stadium de los Cardenales de San Luis.

La próxima vez que los Padres de San Diego llamen de AAA a Gerardo Reyes (4.0, 10.91), será la quinta, en un viaje de ida y vuelta que ya quisieran un montón que languidecen por la falta de una oportunidad en el Big Show. En la sucursal Chihuahuas de El Paso, el tamaulipeco registra 2-1, 3 salvados y 2.37 en carreras limpias

En seguidillas.- En su peor momento en el año, los Diablos Rojos, que hoy abrirán serie en Oaxaca, han perdido tres compromisos consecutivos, cayendo hasta el quinto peldaño de la Zona Sur. encabezada por los Tigres… El cuarto tronco de los “Pingos”, Japhet Amador (.340, 19, 80), batea .447 (38-17) con 4 bambinazos y 14 producidas en sus últimos 10 cotejos… El Novato del Año de la LMP, Jason Atondo (.340, 2, 33), es quien más puntos ha acumulado en su ofensiva, a partir de la recta final de la primera mitad y lo que iba de la segunda. El jugador de cuadro de los Piratas de Campeche mantuvo un perfil bajo en abril, mayo y parte de junio, promediando por debajo de .300.

[email protected]

[email protected]