MLB

Ned Yost pudo haber muerto

Reales

Por Jeffrey Flanagan / MLB.com

Ned Yost tiene algo muy claro: es muy afortunado de estar con vida. El manager de los Reales se rompió la pelvis el 4 de noviembre al caerse de un árbol en su casa en las afueras de Atlanta y de no ser porque tenía consigo su teléfono pudo morir ahí mismo.

"No hay dudas de que me hubiese desangrado si no hubiese tenido mi celular conmigo", dijo Yost vía telefónica el lunes tras haber sido dado de alta el domingo. "Nadie iba a llegar a donde yo estaba. Nadie me iba a a encontrar. Me hubiese muerto al caer la noche".

Yost, un aficionado a la cacería, estaba tratando de asegurar un sitio de caza sobre un árbol dentro de su propiedad cuando éste se rompió y se fue al piso junto con Yost desde una altura de seis metros. Después de determinar que no se podía mover, Yost llamó a su esposa, quien iba camino a una fiesta.

Deb se devolvió, llamó a 9-1-1, explicó la situación y en 20 minutos llegaron los paramédicos en un helicóptero. 24 minutos más tarde estaba en una mesa de operación.

"No me di cuenta de que la situación fue tan peligrosa", dijo Yost. "El cirujano vino un par de días después y me dijo que estaban muy asustados. Me dijo, 'La tasa de mortalidad en ese tipo de accidentes es de 25 a 30%. No podíamos parar el sangramiento. Yo pensé que te íbamos a perder".

El futuro no será sencillo. Yost tendrá que usar una silla de ruedas por al menos dos meses, pero espera estar de pie y caminando cuando lleguen los entrenamientos.

DANOS TU OPINIÓN
OPINIÓN
Tirabuzón
Por Juan Alonso Juárez
Zona de Contacto
Por Fernando Ballesteros
Imparable
Por Héctor Bencomo
Tiempo de Beisbol
Por Enrique Kerlegand
En Terreno de Fair
Por Gilberto Escobar
MÁS NOTICIAS DE ESTA CATEGORÍA